El Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León (Itacyl) divulga los resultados de los campos de ensayo de cereal, que ha realizado como red Genvce

En seis localidades ha probado cebada, trigo y centeno

Las conclusiones son de gran utilidad para el agricultor

Ahora hay que atinar más que nunca. Es el momento de dejar los experimentos para un tiempo mejor y optar por un valor seguro en la parcela. Se trata solo de sembrar la variedad de cereal más adecuada -la que dé mayor rentabilidad- a cada terreno. El agricultor debe conocer al dedillo cuáles han sido los resultados de los campos de ensayo para no equivocarse. Y también para acertar.

La campaña que ya concluyó se ha caracterizado por un importante déficit de precipitaciones, tanto en el otoño como en primavera, que ha contribuido a un destacado descenso en las producciones medias de todos los cultivos, especialmente de los cereales.

Si nos fijamos en los datos climatológicos facilitados por Inforiego, la media de precipitaciones en los últimos diez años en el periodo septiembre a agosto, en las zonas cerealistas de Castilla y León ha estado entre 420 y 500 milímetros cúbicos. La media, en ese mismo periodo, este año, ha sido solo de 152 milímetros. Menos de un tercio de lo habitual y por debajo incluso de la campaña 2011/12, que ya fue considerada seca.

 

Leer más

Los comentarios están cerrados.