“Si desea seguridad, el sector debe pasar del trato al contrato”

El lunes 3 de diciembre entró en vigor el decreto por el que se crea la Junta de Arbitraje y Mediación para los Contratos Agrarios en Castilla y León, uno de los órganos previstos en la Ley Agraria para introducir transparencia y seguridad en las compraventas del sector, como en el caso de las plataformas de competitividad productiva, el Observatorio de precios y el Defensor de la cadena alimentaria.

La constitución de la Junta de Arbitraje y Mediación, prevista para el 3 de enero, persigue agilizar la resolución de los conflictos que puedan surgir entre las partes, reducir los costes que conlleva la resolución, “mucho menores que los derivados de un proceso judicial”, e implicar activamente a las partes en la solución de la disputa.

¿Cuáles son sus objetivos?

Para Jorge Morro, el objetivo es el de “promover que la figura de la mediación o el arbitraje se utilice mucho más en los contratos agrarios que se celebren en Castilla y León”.

Entre las funciones del nuevo órgano se encuentran las de promover la colaboración con entidades, asociaciones e instituciones vinculadas al sector agrario con el objeto de facilitar que el acceso al arbitraje y la mediación, y la información sobre estas dos fórmulas, llegue a todos los profesionales del sector.

Además, está entre sus tareas la de proponer actuaciones “para fomentar y difundir estas fórmulas en los contratos agrarios”, además de “participar en el asesoramiento a los profesionales del sector agrario sobre el uso de estas prácticas”.

Leer más

Los comentarios están cerrados.