Qué girasol poner y cómo sacarle rentabilidad

Mejor de lo esperado. A juicio del Servicio Agronómico y de Cultivos de ACOR, nadie esperaba que en 2017 la superficie de siembra de girasol en Castilla y León fuera a ser mayor que el año anterior. Pues creció un 10%.  Las precipitaciones  coincidieron durante el ciclo del cultivo para contrarrestar escasamente las elevadas temperaturas estivales. “Aun así la media de producción fue algo superior a la campaña anterior”, apuntan desde la cooperativa.

Para esta campaña 2018 se podría pronosticar una temporada quizá más efectiva que la pasada. Lo normal es que la sementera se prolongue hasta mediados de junio. Aquí influyen las prácticas culturales de cada zona agronómica, aunque hay quien prefiere las siembras tempranas. No quiere decir que las tardías sean malas. Cada año tiene sus porqués.

Leer más

Los comentarios están cerrados.